15.8 C
Málaga
sábado, 17 abril, 2021

Andalucia blinda sus fronteras

No te pierdas

El Presidente del Consejo, Juanma Moreno, declaró el cierre el miércoles de viernes a noviembre de la periferia de Andalucía. Nueve días cerrados para desalentar la reubicación durante el Puente de Todos los Santos. Con la excepción de razones justas como la de vivir, nadie puede entrar o salir de la sociedad autónoma. El aumento de casos positivos y de ingresos hospitalarios en los últimos días ha dado lugar a una serie de medidas de actividad rigurosas destinadas a detener la propagación del virus.

Tras la reunión de la Comisión de Expertos, la Junta dirigió el internamiento del viernes 30 de octubre al 9 de noviembre, para las provincias de Granada, Jaén y Sevilla y todos sus municipios.

Moreno también acordó el cierre de 449 municipios de los 785 municipios de Andalucía donde quedan 4,3 millones de andaluces de los 8,5 millones. En general, el 57% de los pueblos y el 50% de las personas no pueden entrar o salir. Entre ellos se encuentran Moriles, Priego de Córdoba, Puente Genil o La Rambla; los malgaches que habitan en Antequera o Archidona; o los cadíes de Arcos de la Frontera, Jerez de la Frontera, Rota o Sanlúcar de Barrameda.

La Junta de Andalucía mantendría el toque de queda nocturno del gobierno español. No estará dispuesto a estar en la autopista, a menos que sea por una gran razón, entre las 11 pm y las 6 am. Además, los límites de la industria de la hospitalidad son relajados y pueden cerrarse a las 10:30 p.m.

Además, el número combinado de clases públicas y privadas de individuos se reduce a seis, excepto para las clases de cohabitantes.

El Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA) se imprimirá este jueves, que entra en vigor el viernes a las 00:00 horas y se aplicará antes de las 00:00 horas del 9 de noviembre, cuando expire inicialmente la condición de advertencia.

La Junta de Andalucía revisará estos pasos cada dos semanas, con la excepción de las emergencias.

El Presidente ha defendido estas medidas, ya que la pandemia está resurgiendo en su cara más oscura, contribuyendo a que se tomen decisiones difíciles y bastante complejas «antes, más estrictas y más equilibradas» y con serenidad. Señaló que, además de todas las medidas que deben adoptarse en el ámbito de la salud, como la contratación de personal adicional o la vigilancia comunitaria, «la segunda herramienta que tenemos contra el coronavirus es la restricción de la movilidad».

«Si la abrimos, hay un aumento de la migración y si cerramos el grifo, la migración y las enfermedades, pero también el crecimiento económico», dijo Moreno, quien dijo que su principal deber como Presidente del Consejo de Administración es preservar la vida y el bienestar de las personas y preservar la economía y nuestros medios de vida en la medida de lo posible.

Si bien la crisis en Andalucía no era tan grave como la de otras comunidades, en su discurso descubrió que era bastante crítica. Recordó que 119.701 andaluces han sido contaminados y 2402 han muerto desde el inicio de la pandemia. Añadió que en las últimas 24 horas se han registrado 2.089 infecciones y se han documentado 32 muertes, mientras que en los últimos 14 días la incidencia acumulada ha sido de 396 casos por cada 100.000 personas, por debajo de la media nacional de 452.

Según el presidente, es más que probable que se supere el número de enfermos de la primera oleada de «unos días».

Moreno decidió subrayar que las normas tecnológicas y científicas siguen teniendo prioridad sobre todas las normas políticas a la hora de tomar decisiones.

- Advertisement -spot_img

Mas noticias

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisement -spot_img

Otras Noticias